Esto es lo que deben hacer los cubanos para comprar un auto desde el extranjero


En Cuba es posible importar automóviles nuevos por primera vez tras 60 años. Así lo han dado a conocer autoridades ministeriales en el programa radiotelevisivo La Mesa Redonda, transmitido el pasado 6 de febrero.

Según informó el ministro cubano del Transporte, Eduardo Rodríguez Dávila, las ventas de estos vehículos y sus componentes de repuesto se iniciarán el próximo 24 de febrero. A partir de ese momento los ciudadanos cubanos (personas naturales) podrán comprar autos desde el exterior, siempre a través de las entidades estatales CIMEX, Sasa y la Cadena de Tiendas Caribe, y pagando los montos establecidos en dólares estadounidenses (USD) y no en CUC, como se había establecido en 2014.

¿Ahora bien, qué debe hacer un cubano para importar un auto desde el extranjero?

En primer lugar, debemos dejar claro que las tres empresas antes mencionadas serán las encargadas de gestionar íntegramente la importación del vehículo en el exterior y ponerlo en manos de su nuevo dueño. Dicho de otro modo, la compra se realizará mediante el sistema de encargos o pedidos.

Para ello, los interesados deberán dirigirse a las oficinas comerciales de esas entidades ubicadas en la ciudad de La Habana. Antes de presentarse personalmente se recomienda contactar al personal encargado, con vistas a recibir toda la información necesaria. Para ello se pueden utilizar los siguientes teléfonos en horario diurno:

CIMEX: +53 72039090

Sasa: +53 72069952

Caribe: +53 72012173

Se espera que las agencias importadoras dispongan de un catálogo con varias opciones de compra, a partir de las disponibilidades pactadas previamente con las empresas vendedoras de los países desde donde se importarán los vehículos. De ser así, el cliente podría seleccionar el coche de su elección y efectuar el pago por adelantado a través de las tarjetas magnéticas creadas para la venta en MLC, cuyos depósitos se contabilizarán en USD. 

A partir de ese momento el comprador deberá esperar a que llegue su pedido. Los plazos de entrega se corresponderán con el país de procedencia del vehículo, de modo que puede tardar semanas o meses, antes de rodar por fin en las calles cubanas.

En este caso el gobierno actúa como un intermediario que captará divisas en dependencia de los contratos crecientes que puedan suscitarse. Por otro lado, entre los beneficiarios directos por la compra de vehículos podrían estar aquellos cubanos con un poder adquisitivo superior, bien porque son pequeños empresarios (cuentapropistas) o receptores de remesas desde el extranjero.

“Los autos particulares siempre han sido tema de mucho debate, porque es una aspiración tener un auto, sobre todo porque el transporte público no satisface la demanda existente”, explicó el ministro de Transporte, a la vez que aseguró se mantiene firme la intención inicial de favorecer a las mayorías con los ingresos percibidos.

“Si bien esta medida no tendrá un impacto directo en la mayoría del pueblo, sí contribuirá a mejorar el transporte público”, dijo el titular.

Recordó igualmente que los autos que se vendan conservarán los precios actuales, pero se verán favorecidos con un descuento del 10%. En ningún caso los precios son fijados por las autoridades ministeriales sino por las propias entidades comercializadoras, aclararon los presentes.

Por su parte el ministro de Economía, Alejandro Gil, dijo que el 85% de los ingresos se dedicarán a la compra y reposición del transporte público.

“Estamos buscando soluciones más allá de justificaciones. No vamos a resolver los problemas del transporte público de un día para otro, pero es una alternativa para imponernos al férreo bloqueo. Buscamos vías para nuestro desarrollo, tenemos una hoja de ruta, nada es improvisado”, concluyó.

Si bien no se ha divulgado la carga impositiva que se establezca el gobierno sobre la importación de los vehículos, muchos esperan que los precios sean menos exorbitantes que los que se establecieron en 2014. 

Recordemos que los actuales vehículos tienen precios que oscilan entre los 20 mil y los 110 mil dólares, montos que han generado no pocas críticas y cuestionamientos, sobre todo porque se trata de autos con varios años de explotación en otros países, y en algunos casos con décadas de uso.

Entre las marcas comercializadas en Cuba desde el año 2013, cuando se autorizó la venta de automóviles figuran: las coreanas Hyundai y Kia Motors, las francesas Peugeot y Renault, las alemanas Volkswagen (VW) y Audi, la china Geely, la italiana Fiat, y la japonesa Toyota.

Reiteramos: cuando inicie la importación solo se hará mediante una de las tres agencias antes mencionadas, según información dada a conocer por las autoridades cubanas.

Además, continua vigente el Decreto Ley Nro. 320 del 2013 “De la trasmisión de la propiedad de vehículos de motor, su comercialización e importación” la cual no autoriza a las personas naturales a realizar importación de autos.

También puedes revisar nuestro artículos sobre precios probables aquí.

También te puede interesar



¿Tienes algo que reportar? Envíalo a Directorio Cubano:

[email protected]

+39 3478220515

Únete al grupo más grande sobre temas migratorios en Telegram

¿Tienes alguna pregunta? Únete al Foro de Directorio Cubano


10 comentarios sobre “Esto es lo que deben hacer los cubanos para comprar un auto desde el extranjero

  1. Seria mucho mejor yo q vivo en Canada, pero q para Cuba estoy como permiso de residencia en el exterior, comprar un auto aqui, hacer mi envio y pagar los derechos de aduana en Cuba, me saldria mas barato; por las agencias q ellos estan poniendo nadie va hacerlo por esa via. Si lo hicieran de esta forma, las dos partes saldrian beneficiadas.

  2. Porque razón aún con el descuento son precios de locos… Si yo quisiera comprar un carro o moto de uso en cualquier país que me sale 1000veses más barato y pago directamente la transportación o envío hacia a Cuba por qué razón yo tengo que pagar un impuesto aduanero superior a lo que pague por el carro y envío. Entonces le hechan la culpa a la agencia de envío o al bloqueo hasta cuando van estar con la cara dura. El que pone los precios aduanero es un descarado…

  3. Que descaro es el mismo perro con diferente collar.ahora te acercas a comprar un auto y no hay o tienes que pagarle 5000 usd al de la agencia para cuando haya te lo guarde y te llame.ademas no es mentira pq yo tengo que comorar un auto a traves de una agencia si yo puedo adquirirlo en el extrangero y mandarlo si atraves de la agencia importadora pero se llama oferta contra demanda ellos ne dan el precio de derecho de importacion atraves de ellos si me conviene lo mando sino no pero no que este obligado a comprar en el extranjero atraves de ellos eso se llama monopolio.que desfachate cuando el diablo te regala caramelo agarrale miedo.

  4. Es una decisión sabia, así se resuelven en buena medida el transporte, que aunque todos no podrán por el momento comprarse su auto, una buena parte de los cubanos podrán lograr su sueño de tener un carrito que ayudará a resolver los problemas de la familia.
    Ahora sería bueno que los precios se ajusten a las posibilidades económicas de los cubanos de a pie, para que el sueño se haga realidad.

  5. Esto de los precios sigue siendo un récord, que para alcanzarlo hay qué resignarse fuera de lo natural por lo que sigue siendo algo de dos o tres personas adineradas pero que no sobrepasa el 20% del pueblo cubano, ¿por que no modificar esos absurdos precios hasta alcanzar aunque sea un 50% de los compradores cubanos como pueblo? Sino que sigue siendo otro de los negocios grande y acogedor para uno solo…

  6. Es una verdadera falta de respeto al trabajador cubano y a todo el pueblo, claro como ellos no compran autos, el que trabaja que se joda, eso autos tienen precios exorbitantes y absurdos, gracias comandante eso fue lo que dejaste en cuba, ustedes como ricos viviendo y el pueblo con promesas de salud y educación gratis, viviendo o sobreviviendo

  7. Es indignante la supuesta facilidad de importar autos desde el extranjero cuando en la misma isla hay cientos de autos que pertenecen a la llamada reserva del comandante nuevos echándose a perder en parqueos al aire libre como el que conocí en las afueras de Managua, por que si quieren resolver el problema del transporte no le dan esos autos a precios asequibles a los cubanos dentro de la isla, no se dejen engañar esto es una astucia más de un gobierno decadente que está acostumbrado a hacer cortinas de humo para esconder la verdad y la verdad es que quieren tapar la importación de autos robados en otros países por personas de las altas esferas del gobierno de cuba, además están buscando garantizar los dólares del imperialismo para cuando esa dictadura llegué a su fin estar asegurados con una moneda fuerte como el dólar , dicen también que para romper el bloqueo cuando el bloqueo lo tienen ellos mismos en contra del pueblo, hipócritas que hablan por un pueblo que ellos mismos tienen silenciados y amordazados.

  8. Eso no se llama importar eso se llama comprar un auto a esas agencias pagando por adelantado. Importar es yo compro el carro donde quiera que yo esté, lo monto en un barco, lo llevo para Cuba, pago lo que cueste la entrada del carro al país y listo. No entiendo porque le llaman importación a lo que es una compra. Los únicos que están importando son las agencias que se mencionan no el comprador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentar con Facebook