Así será el verano para los cubanos en la Isla

Este artículo fue publicado hace 2 años.

Los cubanos dentro de la Isla tendrán un verano atípico este 2020, según las propias medidas anunciadas en el programa estatal Mesa Redonda.

Primeramente no se efectuarán los populares carnavales o parrandas, ni ninguna otra fiesta popular que lleve aglomeraciones gigantescas de personas. Como generalidad, la mayoría de estas fiestas populares ocurrían en el verano, exceptuando parrandas tradicionales como las de Remedios, que quizás, en dependencia de la situación sanitaria puedan efectuarse en diciembre.

“No se promoverán actividades que incentiven concentraciones de personas, como las grandes ferias, ni actividades culturales masivas con grandes orquestas; por tanto, no se celebrarán carnavales ni otras fiestas populares que promuevan las aglomeraciones”, dijo el primer ministro cubano Manuel Marrero.


Pero para el verano en sí, el tema no pinta muy bonito para los cubanos dentro de la Isla. Los pocos podrán pagarse unas vacaciones en los hoteles que abran al turismo nacional en las playas en la primera fase, pero el acceso a las mismas tampoco será con total “normalidad”.

“Será permitido—dijeron desde el gobierno—pero con un protocolo para mantener la disciplina y con el control de las fuerzas de la Policía, la cual estará apoyada por otras personas (voluntarias) de los territorios”.

Incluso, aseguraron que todavía se estudia cómo será el acceso a las playas, antes que las personas lleguen, para así evitar aglomeraciones en la arena, y puntos de entrada al sitio escogido.


El otro lugar preferido por los cubanos para el entretenimiento en los meses de verano son las piscinas, las cuales también tendrán afectaciones.

“Luego de los análisis pertinentes y las recomendaciones de los especialistas, se ha tomado la decisión de abrir las piscinas públicas sólo al 30% de su capacidad, en dos horarios, por un tiempo de cuatro horas cada uno”, explicó Marrero.


Según el ministro en la segunda fase de la recuperación en Cuba se incrementará la capacidad para las piscinas, pero solo en la tercera fase se prevé que puedan coparse al 100%.

Otra actividad muy usual en la Isla es la del Campismo Popular, sobre todo para el llamado “cubano de a pie”, porque es de más fácil acceso monetario estará restringida hasta la tercera fase. Los centros de Campismo Popular tendrán sus propios protocolos sanitarios aunque no se informó lo relacionado a la venta de ofertas, ni cuáles están en condiciones higiénico-sanitarias para abrir.

Con tantas limitantes, ¿qué otras actividades se pueden realizar durante el verano? Pues desde la primera fase, que pudiera iniciar en diez días o menos, se abren los gimnasios, tanto estatales como privados. También podrán abrirse algunos museos y puntos de ventas culturales.

Las casas de cultura, teatros y cines arrancarían en la segunda fase, con determinadas limitaciones de aforo.

En esa misma fase, pudiera iniciarse la 60 Serie Nacional de Béisbol, lo que permitiría el acceso a los estadios beisboleros y a otra forma de esparcimiento al ya limitado y atípico verano en la Isla.

Looks like you have blocked notifications!

Sigue leyendo en Directorio Cubano


Únete al Canal más grande sobre temas migratorios en Telegram

Tu opinión nos importa, ¡déjanos un comentario!